La seguridad web es muy importante para que mantengas bien protegido los datos de tu empresa y toda información que tus clientes o consumidores de tu web te proporcionen. Para ello se deben realizar diversas acciones que vayan enfocadas a proteger todos los servicios inmersos en el World Wide Web (WWW).

Dependiendo del alcance de tu sitio web debes buscar una manera para extremar las medidas de seguridad. Con cada persona que entra a tu web se expande tu mundo web, haciendo que esta red crezca en proporciones que no te puedes imaginar. Pero así como puedes llegar a personas genuinamente interesadas en tus productos o servicios podrías encontrarte con hackers o algún software malicioso que quiera vulnerar tu seguridad.  Con el paso de los años han crecido las formas para mantener una web totalmente segura pero también los ciberdelincuentes han pulido sus formas para ser una amenaza que roba tu información privada.

¿Cómo proteger un sitio web?

En el mundo virtual existen diversas herramientas que te ayudarán a mantener protegida tu web. Entre ellas se encuentran los siguientes:

  • Sello de seguridad o Site Seal: Es una técnica que funciona como una especie de antivirus en tu web, el cual te avisará en caso de que se detecte algún malware, intento de phishing u otra actividad que pueda resultar sospechosa. Con esta opción tu web estará siendo monitorizada constantemente.
  • Seguridad HTTPS: Ofrece una conexión privada con método de cifrado de extremo a extremo que protege en todo momento los datos que se comparten entre distintos servidores o entre un usuario y tu web. La mayoría de los sitios pueden alojarse en HTTP pero esa función es tan segura con el HTTPS, para la cual se necesitaría un Certificado SSL. Pero aparte de mantenerte protegido servirá como un plus para que Google considere colocar tus contenidos entre los primeros resultados de búsqueda.

Consejos para mejorar la seguridad web

  • Lo primero es que realices una copia de seguridad de tu web o backup. Este proceso lo puedes automatizar o realizar de forma manual con cierta regularidad. La principal ventaja es que en caso de que seas víctima de algún pirata informático tendrás un respaldo de tu información.
  • Las contraseñas para los paneles de acceso o para ingresar al sistema deben ser largas, incluir números, letras y símbolos. De tal forma que resulten prácticamente indescifrable. También debes cambiarla de manera progresiva, siendo dos meses el tiempo ideal. De esa misma forma, puedes instalar un sistema de verificación de dos pasos para que el sistema tenga seguridad que eres tú la persona que está intentando acceder.
  • Los security firewall se convertirán en los mejores aliados de tu web, debido a que restringirán cualquier intento sospechoso de ingreso al sistema.
  • ¡Invierte! Los buenos protocolos de seguridad requieren que gastes dinero en ellos. Considéralo una inversión que te ahorrará problemas en el futuro.
  • Si no sabes de qué manera mejorar la seguridad de tu sitio web es recomendable que contrates a un profesional que se encargue de instalar, seguir y monitorear los protocolos de seguridad que mejor se adapten a tu web.

 

Hablamos?
1
Holaaaaaaaaaaaa, cuentame.
Buenas que tal?, soy Manu, que puedo hacer por ti?.